Republicanos vs Demócratas, Trump vs Hillary

Carlos Quiñones Columnista


Hablar de política es perder el tiempo. Muchas personas gastan horas de su vida tratando de defender a un partido u otro. Esto nunca tendrá fin. Difícilmente se verá que un día un candidato de cualquier parte del mundo gane con el 100 % de los votos a su favor. En 2012 cuando Enrique Peña Nieto ganó la presidencia de México lo hizo con el 40 %, es decir que solo cuatro de cada 10 estaba a favor de él, los otros seis se dividieron y por ende nunca fueron mayoría. Eso sí, votar nunca es perder el tiempo, ese derecho si hay que ejercerlo. Y que sea un voto inteligente. Un voto de calidad.

Estados Unidos ya tiene a sus dos candidatos que buscan ganar la presidencia el ocho de noviembre de este año. Los Republicanos tienen a Donald Trump y los Demócratas a Hillary Clinton. Ambos blancos a diferencia de 2008 y 2012 cuando Barack Obama desafío toda lógica siendo un afroamericano ganando el derecho a gobernar al país más poderoso del mundo; primero cuatro años y después otros cuatro más. Su historia quedará marcada para siempre al llegar a tal posición.

VSLos Republicanos han elegido como candidato a un personaje de televisión, un personaje que solo habla de odio, dinero, ley y orden y que en toda su campaña como tal no ha hecho una sola propuesta concreta, lanza más ataques que planes, insulta a mujeres, minorías, y sobre todo ataca a México como si fuera su peor enemigo. Quiere dar por finiquitado el Tratado de Libre Comercio que data desde 1994 y quiere deportar a los millones de paisanos que ya habitan en este país. De ganar Donald Trump el más perjudicado seria México. No China u otra nación, es nuestro país. Y es ahora cuando el presidente Peña Nieto necesita ponerle un freno a esta persona que nos ataca de manera diaria y que tiene muchos aliados que ven en él alguien que si dice las cosas que otros no se atreven. Salvo Jorge Castañeda con clase y Vicente Fox con desmanes, no veo a otros políticos defendiéndonos a los millones del otro lado.

Los Demócratas tienen de candidata a la primera mujer en lograr tal distinción en uno de los dos partidos importantes. Una persona que ya sabe lo que es ser Primera Dama y también que ha tenido cargos importantes. Su plataforma a diferencia de Trump es más de unión que de separación. No habla de deportar millones sino de tener una Reforma Migratoria integral. Hillary incluye a todos los sectores de la sociedad y hasta se anima a tener personas que, por ejemplo en la Convención Demócrata, hablen en español e incluso a personas sin la documentación necesaria para permanecer legalmente aun en Estados Unidos. El trabajo de ella aparte de llevar a cuestas el hecho de ser mujer es el de unir a los seguidores de Bernie Sanders y agregar a más personas a sus filas para llevarla a la Casa Blanca una vez mas pero esta vez como presidente, algo que seria inédito y que sería un ejemplo para todas las mujeres de esta nación.

Y mientras Republicanos y Demócratas se disputan el voto de todos los estadounidenses, yo como migrante en este país y que tengo la fortuna de tener la doble nacionalidad usare mi voto para defender a mis connacionales. Es tiempo de que Trump vea lo importante que somos para este país y el asunto es que él mismo lo sabe ya que emplea a miles de ellos para sus hoteles o campos de golf. Es hora de unirnos y no apoyar a un fascista que podría llevar a la quiebra a este país como ya lo ha hecho con otros sus tantos negocios y proyectos. La política no es lo mismo que la televisión. Es hora de recuperar la civilidad, las ganas de salir a votar y el corazón para seguir haciendo de Estados Unidos el gran país que ya es.

Twitter, Snapchat, Periscope, Instagram: @sabio28