La gente inteligente se acuesta tarde, es desordenada y usa palabrotas

La gente inteligente se acuesta tarde, es desordenada y usa palabrotas

Si pasaste tu infancia siendo castigado por el desastre y desorden en tu dormitorio, peleándote con tus padres cuando te mandaban a la cama temprano y luego darte cuenta de que no puedes remediar tu mal lenguaje, entonces, felicidades. ¿Por qué? Según algunos expertos, todo esto podría significar que eres una persona realmente inteligente.

La gente inteligente a veces utiliza palabrotas

La idea es que la gente con baja educación utiliza palabrotas porque tienen un vocabulario limitado. Según un estudio, investigadores pidieron a un grupo de personas que recordaran el mayor número de palabras malsonantes posibles. El resultado fue sorprendente, los que tenían un coeficiente intelectual más alto eran los que recordaban más de este tipo de palabras.

La gente inteligente se caracteriza por su habilidad para utilizar las palabras adecuadas según la situación, igual que saben cuándo mantener silencio.

Mucha gente inteligente se queda despierta hasta tarde en la noche

Desde  hace tiempo, los expertos han estudiado gente inteligente y con talento y han llegado a a la conclusión de que las personas nocturnas tiene un nivel de inteligencia mayor.

Si eres una de esas personas que les gusta quedarse hasta tarde haciendo cosas, entonces estás en el mismo grupo que Darwin, Churchill o Elvis Presley por mencionar algunos.

Un desastre en la casa y una alta inteligencia suelen ir de la mano

Otros estudios científicos llegan a una conclusión todavía más interesante. El caos en el escritorio de una persona no indica que esa una persona desordenada, sino que su mente está centrada en aquello que realmente importa. Si no, fíjate que cuando no tienes nada importante que hacer es cuando te dedicas a las actividades más triviales.

Mas aún, algunos psicólogos están convencidos de que un entorno desordenado es la forma de estimular una mente creativa y ayuda a una persona a conseguir nuevas ideas más allá de las formas normales de pensamiento.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *